Crisis migratorias y de refugiados. 370 dc vs 2015: ¿La historia se repite?

crisis-refugiados 2

Refugiados Sirios cruzando Europa

Otoño de 2015:
Decenas de miles de refugiados provenientes de países sumidos en la pobreza o en conflictos armados, como mayoritariamente Siria, presionan día tras día las fronteras de la Unión Europea (en especial las de los países más al este), huyendo de la barbarie de la cruel guerra, la hambruna, la falta de oportunidades y en busca de un futuro seguro y digno.
Este enorme flujo migratorio ha cogido por sorpresa a la UE, que, incapaz de dar una respuesta rápida a las urgentes necesidades de los refugiados, se ve obligada a replantear de arriba abajo la política migratoria seguida hasta ahora.

Godos-en-el-Danubio

Godos esperando cruzar el Danubio

Año 370 dc:
Decenas de miles de godos se concentran muy asustados junto a la frontera del Imperio Romano, frente los puestos militares avanzados de los romanos del Danubio.
Informan de que un pueblo nómada desconocido hasta entonces (los hunos) ha irrumpido al otro lado del río arrasando sus tierras, sin respetar nada, ni a las mujeres ni a los niños.
Los desplazados, que huyen de la guerra, miseria y caos, piden permiso para cruzar la frontera romana y tener tierras para establecerse.
Este enorme flujo migratorio ha cogido por sorpresa a las autoridades romanas que temen verse desbordados por un incontrolado alud de bárbaros en territorio romano.

Es evidente que existen muchos paralelismos entre la actual crisis de los refugiados y las crisis migratorias que el imperio romano sufrió en los siglos IV y V, popularmente conocidas como invasiones bárbaras.

Desconocemos lo que sucederá en los próximos meses y años entorno a tal trágica situación de miles de personas que lo único que desean es huir de la terrible guerra y tener una segunda oportunidad en su vida; Incertidumbre en relación al cada vez más complejo devenir del conflicto armado de Siria, como las propias decisiones que tome la UE ante dicha tragedia de tal magnitud.

Por ello creo necesario volver al 370 dc, y no tanto por seguir estableciendo paralelismos entre lo que siguió y lo que puede pasar. Paralelismos que si bien los hay y los veremos, conociendo el desenlace final de los hechos, nadie en su sano juicio lo desearía.
La razón principal recae en que, aprovechando la triste actualidad, he creído conveniente recordar unos hechos que cambiaron la relación entre los pueblos bárbaros y el Imperio Romano y por consiguiente, cambiaron la Historia.

valens

Emperador Valente

Danubio. 370 dc
Después del inicial shock ante las enormes dimensiones de la crisis humanitaria y de unas semanas de dudas y vacilaciones, el emperador Valente, quien gobernaba el imperio de Oriente, en Constantinopla, no le pareció en principio una idea descabellada acoger a los miles de refugiados que pedían asilo en el Imperio, pues estos estaban razonablemente romanizados (muchos profesaban el cristianismo arriano y conocían el griego y el latín) por lo que podían ser reclutados para la guerra o utilizados como mano de obra para las crecientes necesidades productivas del Imperio.
De nuevo un paralelismo con la situación actual, pues la Unión Europea, con una natalidad muy baja, necesita de mano de obra para seguir siendo competitiva y los refugiados, en su inmensa parte, pueden satisfacerla, incluso en puestos cualificados.

Gran operación de acogida
Así fue cuando el Emperador ordenó organizar un enorme operativo de acogida que cualquier gobierno actual calificaría como regularización masiva.

danubio bulgaria-243a

Danubio hoy (Bulgaria), por donde hace 1.600 años cruzaron los Godos.

Se debía de transbordar a miles de personas de una orilla a otra del Danubio, pues en aquella zona no había puentes (por razones de seguridad).
Los romanos, respondiendo a su merecida fama de buenos planificadores y organizadores, se pusieron manos a la obra: se confiscaron embarcaciones de pescadores, barcazas y hasta troncos ahuecados, se construyeron balsas y pontones y se iniciaron las operaciones de transbordo, que duraron semanas enteras, pues el río bajaba crecido por las lluvias lo que dificultó las tareas.

Sin embargo, ya en marcha todo el operativo de rescate, el proyecto de integración acabó fracasando, ya sea por la corrupción administrativa, encabezada por gobernadores locales que abusaron de los refugiados (incumpliendo las órdenes recibidas por Constantiopla); como por la incapacidad de las legiones romanas para controlar a la gran multitud.

legionario romano

Legionario romano. S IV dc

Expulsiones en caliente
En la otra orilla, los bárbaros presuntamente desarmados tenían que pasar ante unos funcionarios que les tomaban la filiación; pero había tanta gente para fichar que la frontera volvió a cerrarse. El trasvase se interrumpió y las patrullas que habían ayudado a los inmigrantes a atravesar el río se dedicaron a perseguir a los que habían quedado atrás e intentaban pasar ilegalmente (lo que hoy en día llamaríamos expulsiones en caliente)

No estaba claro lo que debía hacerse con los ‘sin papeles’: si expulsarlos en caliente o acogerlos. Lo único cierto es que los godos no estaban dispuestos a volver a sus casas amenazadas por los crueles hunos.

A pesar de lo aterrorizados que estaban los godos’, los militares romanos los trataron de forma expeditiva para que no pasara más gente por el Danubio.
No obstante, quienes dieron esas órdenes fueron castigados, ya que la consigna oficial era la integración de las tribus. Podría decirse que el emperador había decidido aplicar una política de extranjería relativamente blanda y humanitaria, pero los políticos locales y el ejército no sabían cómo ponerla en práctica.

La que en teoría se debería llamar operación humanitaria, tuvo lugar en una frontera remota, pero a diferencia de hoy en día, estaba lejos de la mirada del gobierno, sin medios de comunicación de masas capaces de tenerla bajo control y sin una opinión pública a la que dar explicaciones.
Una operación confiada a burócratas (muchos de ellos corruptos) y militares (muchos de ellos brutales)…

eu_migration

Inmigrantes procedentes de África interceptados por patrullas de la UE

Existe otro paralelismo de esta sucesión de hechos, aparentemente precipitados y sin un horizonte claro a medio y largo plazo, con las migraciones del norte África hacia la Unión Europea. En cierto modo, Melilla es una frontera como la que representó el Danubio en el siglo IV.

Fracaso rotundo:
Aquellos errores cambiaron el curso de la historia. Y es aquí cuando ya no hay afortunadamente paralelismos con la situación de hoy en día.

Provocaron una rebelión de inmigrantes que acabó con una sangrienta batalla y la inesperada derrota de las legiones romanas (superiores en número a los bárbaros) y con la muerte del propio emperador Valente, en Adrianópolis (Turquía europea, cerca de Constantinopla), el 9 de agosto de 378 d.C.

Batalla-de-Adranópolis-últimos-defensores

Batalla de Adrianópolis

godos

Batalla de Adrianópolis

Ruta seguida por los Godos

Ruta seguida por los Godos

Los acontecimientos posteriores precipitaron lo que se conoce como la ‘Decadencia y caída del imperio romano’.

Apuntes:
El desastre humanitario del año 376 fue descrito por los historiadores Amiano Marcelino (latino) y Eunapio (griego) pocos años después de que ocurriera, por lo que sus relatos son bastante fidedignos.
El lenguaje usado por Amiano es revelador: para él, los godos eran una “plebs truculenta” (multitud de miserables peligrosos) y con su relato muestra su total desapruebo a la decisión del Estado de acoger a los refugiados que según él, venían a subvertirlo.

Tenemos ante nosotros, la oportunidad de no repetir la misma historia en que los antiguos romanos y pueblos bárbaros se vieron envueltos.
Por desgracia, las noticias que a diario nos llegan de las fronteras europeas del este no hacen presagiar que hayamos aprendido de los errores del pasado.

Porque, una vez los refugiados son aceptados, si lo son, i una vez están instalados en los nuevos territorios. ¿Qué paso más hay que hacer? ¿y ahora qué?
¿Aceptarlos inicialmente para rechazarlos después? ¿Cómo hizo Roma?
Es elemental diseñar sin precipitación (pero si con celeridad pues la situación lo requiere) una política de acogida de refugiados e inmigrantes para lograr a un equilibrio entre la población autóctona y la nueva, y conseguir así, a medio plazo, una óptima convivencia y fusión entre las dos poblaciones.

Éxodos y crisis de refugiados se ha ido repitiendo a lo largo de la historia, por lo que deberíamos a empezar a verlo como una oportunidad para todos.

Finalmente, como amante de todo patrimonio cultural y artístico, pero en especial del legado de Roma, no quiero finalizar sin antes mostrar mi condena y repulsa más absoluta a la barbarie de la guerra y en particular a la eliminación sistemática del Patrimonio de la Humanidad, con Palmira como triste último caso, por parte del infausto estado islámico.

Víctor Bertran
Limes.cat

 

Acerca de Víctor Bertran

Víctor Bertran Cortada (Barcelona) es empresario, Licenciado en ADE por la Universidad de Barcelona, Master en Dirección de Marketing por la Universidad Pompeu Fabra. Es un apasionado y estudioso de la Roma Clásica y todo lo que la relaciona hasta nuestros tiempos, en especial de su periodo Imperial. Ha viajado por todo el Mediterráneo y Europa siguiendo las huellas del antiguo Imperio Romano, así como visitado y estudiado numerosos yacimientos arqueológicos. Imparte conferencias y cursos relacionados con la Roma Clásica en diversos centros culturales. Publica periodicamente articulos en varias revistas especializadas en historia, como Antrophistoria.
Esta entrada fue publicada en A fondo y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario